¿Quieres saber más acerca del Hatha Yoga
y la Meditación?

¿Qué es Hatha Yoga?

El yoga es una disciplina milenaria que une estados mentales con ejercicios corporales. El yoga que hoy en día practicamos procede de la India.

La palabra yoga proviene de la raíz sanscrita “yug” que significa “unir”, por lo que esta disciplina busca principalmente la unión ente la mente y el espíritu, el equilibrio entre el consciente y el inconsciente, entre lo material y lo espiritual, entre el Samsara y el Nirvana.

Dentro de las técnicas de yoga físicos clásicos y mas autenticas nos encontramos con el Hatha Yoga.

La palabra Hatha está compuesta por Ha (símbolo del sol) y por Tha (símbolo de la luna). Estos símbolos significan la fuerza positiva y negativa en sentido electromagnético, por lo que el Hatha yoga es el yoga de la fuerza equilibrada y polarizada.

El Hatha Yoga tiende al equilibrio de todas las energías del organismo, así como de todas las funciones orgánicas y mentales.

Se podría decir que el Hatha Yoga es meditación en movimiento así como la Meditación es yoga mental. Ambos están profundamente entrelazados y unidos.

¿Qué es Meditación?

La meditación es atención plena. Es pura observación de lo que sucede en nuestro interior sin juicios ni análisis, sin aprobaciones ni rechazos. Es poner la atención en el Aquí y Ahora. Es estar presentes sin más, un aspecto muy descuidado en nuestra vida cotidiana. Es girar nuestra mirada hacia el interior sin juzgar, simplemente nos damos cuenta, somos conscientes, de lo que sucede: pensamientos, emociones, ideas, sensaciones…

La meditación NO es una forma de trance ni una búsqueda de lo esotérico, ocultista o paranormal, y no pertenece a una religión o tradición particular.

La meditación consiste en poner la consciencia en el momento presente y observar lo que es, tal cual es, sin juicios ni preferencias.

La meditación es ante todo un método que entrena y desarrolla la mente, que poco a poco nos permite ponernos más en la posición de testigo u observador de lo que sucede a nuestro alrededor sin vernos enredados y arrastrados por todos los procesos mentales.

La meditación NO es poner la mente en blanco. Meditar no es un estado de placidez y ausencia de pensamientos sino que se trata de un ejercicio de atención y quietud amorosa sin objeto. La meditación no consiste en detener los pensamientos sino en desvincularse de los mismos.

La meditación es la comprensión y conocimiento de uno mismo y, por lo tanto, es darse cuenta de todo movimiento del pensar y sentir.